miércoles, 4 de junio de 2014

Brasil: Ministro José Eduardo Cardozo afirma que mantendrá suspendidas las demarcaciones de tierras



92c45a7779e5e6429c692420d46058a8_XL

Cardozo tuvo una reunión, en la tarde del pasado jueves, mayo 29, en Brasilia, con líderes indígenas después que más de 500 personas que participaron en la Movilización Nacional Indígena la semana pasada cerraron las entradas del Ministerio de Justicia y ocuparon parte del Eje Monumental, principal ruta del centro de Brasilia. Un grupo de quilombolas también participó en la manifestación.

Poco antes de la reunión con el ministro, cinco indios se encadenaron al asta de bandera de Brasil, frente al Ministerio y están pusieron la bandera nacional a media asta para simbolizar la lucha de los pueblos indígenas ante la negligencia y descuido del gobierno con sus derechos. También izaron una bandera negra en el asta, al mismo tiempo que pedían a Cardozo firmase las ordenanzas de declaratoria de Tierras Indígenas. La protesta fue pacífica, a pesar de la presencia de un gran contingente de policías dentro y fuera del edificio durante todo el día.

Según dirigentes indígenas, el ministro afirmó que seguirá estableciendo “mesas de diálogo” locales – involucrando a gobiernos locales, productores agrícolas e indios – para discutir las demarcaciones bajo la justificación de evitar la judicialización de estos procesos. Para el movimiento indígena, en la práctica, esta forma de proceder, está paralizando el reconocimiento oficial de nuevas TIs.

Actividad Electorera

“Dijo [el ministro] que no firmará nada, ninguna sentencia de demarcación, que insistirá en tratar de construir “mesas de diálogo”, porque es en estas mesas donde existe la posibilidad de promover la negociación de los conflictos en las zonas indígenas”, dijo Wilton Tuxá, de la Articulación de los Pueblos Indígenas de Brasil (Apib). “Lo que quiere el gobierno es hacer acuerdos políticos para ganar votos. El estancamiento de las demarcaciones es una actividad electorera. Seguramente los pueblos indígenas deBrasil darán una respuesta a este gobierno”, concluyó Tuxá.

Según un líder indígena que participó en la reunión, Cardozo dijo que es necesario negociar con los productores agrícolas incluso en casos donde no hay ningún desafío legal porque, cuando la demarcación avanza, aparecen nuevos conflictos.

Agência Brasil“La reunión fue pésima porque el ministro no ha demostrado ningún interés en la solución de nuestro problema. No quiere quedar mal con los “ruralistas”, evaluó Sonia Guajajara, de la coordinación de la Apib.


En un comunicado, el ministro dijo que su “cartera está comprometido a encontrar soluciones a los problemas presentados a través de la mediación”.

Los líderes indígenas entregaron una carta con sus demandas. En la que requieren a Cardozo dar continuidad a las demarcaciones y que sea archivada inmediatamente su propuesta de cambiar el procedimiento de formalización de TIs, que, en la práctica, puede paralizar definitivamente las demarcaciones.

Son 37 procesos de demarcación que están en manos del ministro hoy. Sin detalles pendientes, esperan sólo la firma de las ordenanzas declarando que se reconocen la posesión permanente de las comunidades indígenas sobre sus territorios.

La Movilización Nacionales Indígenas terminó las actividades de una nueva ronda de manifestaciones en Brasilia después de reunión. El objetivo fue protestar contra la serie de propuestas y medidas del gobierno federal y del Congreso que atentan contra los derechos territoriales indígenas.

Fuente: Kaosenlared.net