viernes, 30 de mayo de 2014

España/Andalucía: Siete feministas a juicio por pintadas contra la Ley del Aborto

Protesta ante el ministerio de Justicia contra la reforma del aborto / Olmo Calvo
Protesta ante el ministerio de Justicia contra la reforma del aborto / Olmo Calvo
Siete activistas feministas comparecerán en el Juzgado de Instrucción Número 5 de Sevilla imputadas en un juicio de faltas por ser las presuntas autoras de pintadas contra la reforma de la Ley del Aborto. Será el próximo 14 de julio, en un caso calcado al que, en el mismo tribunal, absolvió el pasado 22 de mayo a otras dos activistas por una supuesta falta de deslucimiento de bienes inmuebles realizada en la sede del PP-A en diciembre de 2013.

Según fuentes del caso, "las organizaciones sociales de mujeres están sufriendo una persecución desde que se multiplicaron las protestas" contra la modificación del texto que regula la denominada Ley Orgánica para la protección de la vida del concebido y de los derechos de la mujer embarazada. El gabinete jurídico que representa a las imputadas, la cooperativa Jarsia Abogados, sostiene que se trata de una forma de "criminalizar" al movimiento feminista a través de "multas e identificaciones".

"Inconsistencia de las pruebas" policiales

En el caso de las dos activistas ya juzgadas, el tribunal emitió sentencia absolutoria por "inconsistencia de las pruebas" facilitadas por la policía. Las mujeres acusadas pertenecen, en todos los casos, a la denominada Asamblea de Mujeres Diversas, organización que aúna a colectivos feministas de Sevilla y que denuncia, desde hace meses, cómo "los recortes en políticas de dependencia o la reforma de la Ley del Aborto son el ejemplo de que el Gobierno central quiere implantar unas políticas que devuelvan a las mujeres al ámbito del hogar".

Las siete activistas están acusadas "por supuestas pintadas en el barrio de Triana y en el centro de Sevilla", indica el abogado Luis de los Santos. "Ese mismo día –explica– había un acto para desplegar una pancarta por el puente de Triana y la gente que iba a participar fue identificada e imputada". En todo caso, "a ninguna la han visto haciendo pintadas, no hay ninguna prueba directa".

En este sentido, el equipo jurídico entiende "que la policía tiene órdenes políticas de criminalizar este movimiento que va en contra de la reforma de la Ley del Aborto, porque sino no entendemos que gasten dinero y recursos para esto". De ahí, prosigue, en la testificación policial "no se llega a explicar cómo se produce esa relación filiatoria, es una criminalización a la mujer que están en contra de la Ley del Aborto". Además, revela De los Santos, "pretenden vincular estos procesos con el supuesto intento de quema de una iglesia sólo porque a unos 200 metros apareció una pintada que ponía Aborto libre".

"Mi cuerpo, mi decisión"

En el caso de las dos feministas acusadas de hacer pintadas en la sede del PP-A en el trascurso de una protesta a favor de los derechos reproductivos, los agentes de Policía Nacional que intervinieron en los hechos prestaron declaración en el juicio sin poder asegurar que fueran estas personas quienes realizasen la acción denunciada, informaron fuentes del caso a Europa Press. Según el atestado policial, el pasado 20 de diciembre, fecha de aprobación del anteproyecto de Ley del Aborto, más de 50 personas participaron en esa manifestación.

Los participantes exhibían una pancarta con la leyenda Sí al aborto mientras en el edificio del PP-A había pintadas como Mi cuerpo, mi decisión, en color negro, y en rojo Aborto libre fascista, así como pegatinas con la leyenda Denunciado machista. Para el letrado defensor, en el juicio se expuso que las identificaciones realizadas por la Brigada de Información de Sevilla "en sede policial a través de fotografías y seguimientos personales adolece de las más mínimas garantías, más allá de que no se explique en las diligencias cómo se llega a establecer la filiación".

En el juico, el fiscal retiró la acusación contra las dos activistas y la juez del Número 5 de Sevilla dictó sentencia absolutoria, que es firme y acoge los razonamientos de la defensa.